desafiando la gravedad

by Bernardo on 15/07/2008

No me gusta conducir, me parece aburrido, lo hacemos demasiadas horas y la gente se vuelve irascible a tu alrededor. Pero volar siempre me ha fascinado.
Aún recuerdo mi bautismo en el aire, así lo llaman en la base aérea de Matacán al primer vuelo para hijos de los militares. Recuerdo la sensación de observar los maizales de la cuenca del Tormes desde el aire, por aquella ventana redonda del aviocar.  Recuerdo el vibrar del avión trompo que de repente se convertía en un suave rugir de los motores de hélice. Recuerdo los nervios impacientes que rápido daban paso a una sensación de sabor a poco.
Mi padre fue responsable durante muchos años de los simulares de vuelo en las Escuelas de Polimotores y de Control de Tránsito Aéreo de la base en Salamanca. Era mi particular parque de atracciones: puntas de cabina de avión, rebanadas como cabezas de pescado, mostraban el interior de un avión con todos sus paneles de control; siempre acababa aterrizando 700 metros bajo tierra. Bendita simulación :)

30 años después, y a miles de kilómetros de distancia, he recreado mis fantasías infantiles en un Cessna Skyhawk. Después de mil trámites que eliminan las sospechas de ser un talibán con oscuras intenciones suicidas, he comenzado mis clases para conseguir el título de piloto. Mi profe, un coronel retirado de la Air Force americana, me ha dejado despegar solo.

¿te gusta conducir? no, pero me encanta volar :)

Hay 9 comentarios en este artículo:

  1. 16/07/2008Maria Rosa says:

    Chico! Ahora piloto?? Eres de lo más completito!! :-D

  2. 16/07/2008blamsa says:

    Imagino que usaras Google Maps para guiarte en el aire??!! ;)

  3. 16/07/2008Versi says:

    Pues cuando te toque aterrizar recuerda que tiene que ser 700 metros más arriba!

    Dicen que volar es más seguro que un coche, cuando aprendas nos lo cuentas porque desde mi ignorancia no me lo parece.

  4. 16/07/2008Gaviota says:

    woooooooooooooooooooww!!
    y super mega wooow!!
    Eso si es cumplir lo que te propones amigo!!
    Echale ganas a la piloteada y cuando puedas sacas fotitos de la tierra para que nos las muestres, va?
    Suerte!! Como se que la tienes en todo lo que emprendes!!
    Ya te veo de piloto!!
    =)

  5. 19/07/2008Anonymous says:

    ¿tienes el titulo de patron de yate? un peter pan casi de guia…

  6. 24/07/2008Pablo says:

    Sensacional. Cómo te envidio.

    Mi padre llegó a general del Ejército del Aire antes de morir, y toda mi vida he vivido en colonias militares.

    Me acabas de recordar los viajes en Aviocar (¡Incluso en Caribou!), que costaban para familiares 12 pesetas de seguro de vuelo, y podías ir desde Getafe hasta Jerez en unas tres horas y media. XDDD

    Madre mía, gracias por recordarme esos momentos, Bernardo. Un abrazo fuerte.

  7. 26/07/2008Anonymous says:

    coño pero si ese es el instructor de vuelo de john-john, cuidadin…
    a ver si aprendes mucho y te vienes con la avioneta a Ponferrada sin pasar por Coria.
    mmn besos

  8. 28/07/2008brigate says:

    uyyyy que miedo!!!! me da terror volar, aunque lo haga muy asiduamente, así que ni me imagino tener que hacerlo yo misma :-S

    Felicidades, porque los bautismos en estas aficiones suelen ser muy emocionantes.

  9. 1/08/2008Anonymous says:

    Volé el año pasado a Salamanca en uno de los primeros vuelos comerciales de Iberia. Mira que es pequeño el aeropuerto… Y de vuelta, los guardias civiles se lo pasaron estupendamente con un grupo de abuelos que volaban a Barcelona a los que requisaron el típico cuchillo de cortar el chorizo. Lo que se enfadaron los abuelos que no entendían nada de la seguridad aérea. Me trae buenos recuerdos dicho aeropuerto… Felicidades por el blog y por la vida que explicas (es envidia sana). SAM

Escribe un comentario: